RSS

Archivo de la etiqueta: Familia

Vídeo

“Magia a la luz de la luna”

Sugerente película para tratar diversidad de temas, como el deseo humano de felicidad, las relaciones de amistad, el anhelo de trascendencia, la diferencia entre vivir un espiritualismo y la fe, amor, venganza, ilusión…

La estética cinematográfica me suscitó gran interés, pero recomiendo no “dejarse llevar” por la belleza aparente dejando rienda suelta a una afectividad que deja al lado la razón. Dicho de otro modo: os propongo, como en todos los ámbitos de la vida, no dejar a un lado la razón humana para saber apreciar lo verdadero y reconocer lo que no lo es aunque esté envuelto en un “bello papel”.

Se acerca la Navidad y me resulta interesante valorar que la belleza no es sólo la apariencia ESTÉTICA, sino un dinamismo CREATIVO que enamorándonos por los ojos es capaz de elevar nuestra alma en acciones buenas. Las luces navideñas, las celebraciones familiares, deben reflejar el sentido de lo que se celebra y no ser sólo una apariencia vacía de una celebración cuyo poso cultural nos prive de vivir lo que celebramos: NAVIDAD es NACIMIENTO, históricamente se sabe que existió Jesús de Nazaret que nació en Belén, pero ojalá podamos reconocer su presencia en nuestra vida y ver la diferencia entre “la magia” y “los milagros” que nos ofrece, pues el AMOR no es sólo un sentimiento, no puede reducirse a un sentimentalismo, pero tampoco la Navidad puede ser vivida verdaderamente sin Cristo.

La magia es aparentar algo verdadero con un trasfondo razonable, suscitando ilusión en el espectador. Sabiendo que es magia, que no es verdad lo que ven nuestros ojos es un entretenimiento loable. Pero que no nos pase en la vida que vivamos de apariencias, sino que vayamos más allá de lo que vemos y nos planteemos: ¿cómo lo hace? (respecto “al mago”, “al ilusionista”… o a todo lo que acontece)

El ser humano TIENE CORAZÓN Y CABEZA

cerebro y corazón

 

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 15 diciembre, 2014 en Afectividad, Cineforum, Reflexiones

 

Etiquetas: , , , , , , , ,

Somos hijos

Esta semana he comprobado en diversidad de situaciones la importancia de la familia para el desarrollo humano, para nuestra identidad, para nuestra felicidad.

película derecho de familia

El miércoles pude asistir al preestreno de la  película “Derecho de Familia”. Quizá no sea un “best seller” cinematográfico,  pero la trama y el modo de presentar la vida de los protagonistas nos permite acercarnos de un modo sencillo a parte de su interioridad. Hay mucha comunicación donde no siempre el diálogo está presente, siendo necesario tener los ojos bien abiertos para entender qué les sucede y cómo son sus relaciones. Su historia refleja parte de nuestra vida, la influencia de los padres, el rechazo a querer identificarnos con ellos o el deseo de seguir sus pasos, la influencia de cómo he vivido “como hijo” en el modo de vivir “ser esposo” y “ser padre”.

Ayer vi una película cuyo título no recuerdo, pero mostraba a una mujer que quería tener hijos a toda costa y cómo se plantea hacerlo a través de un donante de semen. Aparece el niño que había nacido, cuando tenía 6 años, mostrando una particular inclinación a coleccionar marcos de fotos. Resulta que no ponía sus propias fotos, sino las que vienen cuando se compra el marco.

marcos de fotos Los adultos preguntaban a este niño el por qué de no poner fotos en los marcos, hasta que cuenta el motivo.

Este niño que sabía que su padre había sido un donante de esperma, se inventaba historias con las imágenes de los marcos de fotos, hablando de quién era su abuelo (el padre de su padre), sus tíos, etc.

Se trata de una escena muy emotiva a la par que impactante, pues nos acerca a la realidad personal, al deseo de todo hombre por haber sido amado antes del momento de su  concepción y la necesidad de tener una identidad filial, pues lo más radical de nuestra persona es que somos hijos.

Ser hijo configura nuestra identidad desde pequeños, pero no la limita sino que nos capacita para asumir los retos futuros como esposos/esposas y padres/madres.

Conocer nuestra historia es parte de conocer quiénes somos y poder vivir libremente encaminándonos a lo que estamos llamados a ser. Nuestra vocación es el AMOR y se expresa en las relaciones personales.

Para quien quiera profundizar más en esta idea, os invito a leer un artículo de la Revista Hacer Familia, de la psicóloga Teresa Barrera.

hacer familia 2

hacer familia 2

hacer familia 3

 
Deja un comentario

Publicado por en 17 octubre, 2014 en Cineforum, Familia, Reflexiones

 

Etiquetas: , , , , ,

 
A %d blogueros les gusta esto: